Sientes que haces lo mismo que el resto de tu sector, no consigues tener los clientes que deseas, no alcanzas la repercusión mediática que tienen otros, estás lejos de la meta marcada.

Estudias a esos que están en tu sector, lees todos sus posts, los sigues en las redes sociales para ver que hacen y en lo posible hacer tu lo mismo.

Es normal que actúes intentando imitar a los que ya han alcanzado lo que tu quieres conseguir. La gran mayoría de personas hacen lo mismo.

¿Pero conseguirás algún día ser el primero de la cola?

Fernando Rivas, que es muy probable que no te suene el nombre de nada, se planteó lo mismo el día que decidió ser entrenador de Bádminton, ese deporte raro que casi nadie conoce en España, con muy pocos federados, pero con una hija pródiga: Carolina Marin. Bicampeona del mundo y medalla de oro olímpica.

Un milagro en un país sin tradición en ese deporte, pero con un método: “el método Rivas”. Sí, Fernando Rivas es el entrenador de Carolina y para entender el éxito de esta chica, en un minuto te lo explica. Dale al play y verás las explicación:

Fernando Rivas describe como el bádminton está hecho en Asia, si hacen lo mismo que ellos y no exploro otras vías, al final voy por detrás. Si inventan una forma de tratar el bádminton nueva, pueden llegar a ser los primeros. Que es lo que han conseguido.

Si quieres conseguir triunfar tienes que buscar cómo:

  • Crear algo nuevo.
  • Diferenciarte del resto de la cola.
  • Triunfar buscando cómo atraer clientes.
  • Buscar cómo crear o diseñar un producto o servicio nuevo que te haga ser único.

No es fácil, si ves el reportaje de Carolina Marín ella dice en un momento: “Si realmente no lo quieres, es muy difícil llegar”. Porque hay mucho esfuerzo detrás del éxito.

Debes querer ser el primero y luchar por ello cada día. Puede que te quedes en el tercer puesto, pero ese está mucho más alto que el último de la cola.

Lo fácil no te lleva a donde quieres llegar.

Solo el esfuerzo, el crear algo nuevo, el probar y volver a probar hasta conseguir la meta que quieres. Ese es el camino al éxito.

Este verano estando de vacaciones en Kuala Lumpur, mientras cenaba en un food court (unas calles llenas de restaurantes y terrazas), me di cuenta que alrededor en las mesas, la gente estaba viendo algo por el móvil. Fijé la mirada y seguían en directo la final olímpica de Bádminton, la que Carolina Marín ganó el oro. Me pareció increíble, pero en Asia es un deporte rey. La afición aprecia su trabajo y su esfuerzo. Es una superestrella y se ha convertido en la rival a batir, pero no saben cómo, porque ha revolucionado el bádminton.

¿Dónde quieres estar en la cola? ¿Sabes cómo llegar arriba en tu sector?  Explícamelo en los comentarios.

Gracias por hacer click y compartir con los botones que están justo debajo.

Beatriz